Lic. en Ciencias de la Educación (UCSE). Especializado en Educación inclusiva en niños con autismo.

Posee una Diplomatura Superior en Autismo y Síndrome de Asperger (UB) y una Maestría en Psicología Cognitiva y Aprendizaje (FLACSO).

Se desempeña como Director del Área de Integración Escolar de APadeA. Es profesor del curso “Intervención educativa en autismo y TGD”, dictado en APAdeA. Es capacitador de los equipos de Integración Escolar de APAdeA Central.

Coordina grupos de trabajo realizando tareas de recuperación de habilidades sociales para la Asociación Argentina de Asperger. Asesor Pedagógico de escuelas.

ABSTRACT:

SEDE RESISTENCIA
Discapacidad, educación e inclusión

En este trabajo nos proponemos hacer un análisis y reflexión de la Resolución 311/16 CFE, desde dos líneas de pensamiento, a fin de aportar, enriquecer, ampliar y potenciar el marco teórico de la misma. La primera de ellas se refiere a la funcionalidad, donde se intentará responder a ¿Cómo se implementa? Es decir al modo en que se llevará a la práctica lo que postula la citada resolución. A tales efectos esta resolución surge de la necesidad de dar una respuesta a una meta superadora “la inclusión de las personas con discapacidad” a fin de eliminar toda barrera que impida su acceso y participación en cada uno de los ámbitos donde se desenvuelve dicha persona. Es por eso que creemos necesario reflexionar acerca de los alcances y aplicación de dicha resolución, en especial en la trayectoria educativa a fin de visibilizar posibles barreras que pudieran limitarlo.
La segunda línea de pensamiento, se referirá a la inclusión ¿Cómo la aborda la Resolución? Para dar cuenta de ello denominaremos inclusión, como las prácticas que buscan eliminar las barreras que limitan el acceso de las personas con discapacidad a diversos espacios de la sociedad. Para reflexionar acerca de este punto, nos enfocaremos en el apartado denominado ACREDITACIÓN DE SABERES, y en relación a ellos indagaremos sobre los saberes que son necesarios para cumplir con el ciclo lectivo. Es imprescindible hablar de una línea de partida-significativa que nos permita definir los saberes “suficientemente” necesarios para que el alumno logre no solo “pasar de nivel”, sino que ello implique la adquisición de saberes significativos prioritarios para acceder al siguiente año escolar con las mismas posibilidades que las personas que no tienen discapacidad lo hacen. Así mismo y pensando en casos concretos dentro de nuestras aulas, nos centraremos en la idea de que sin los contenidos significativos válidos, pasar de grados solo se vuelve un hecho meramente burocrático, lo que no solo no le es funcional al alumno, sino que lo aleja de la posibilidad de seguir desarrollado su potencial intelectual En este sentido avanzar sin conocimientos, resultará desde nuestro punto de vista una barrera para que dicho alumno pueda acceder, no sólo a todos los niveles educativos que potencialmente pueda alcanzar, sino y sobre todo a la posibilidad en el futuro de insertarse laboralmente.